Páginas

miércoles, febrero 29, 2012

Isi

A Isi Sil

No es apacible un prado verde, 
tachonado de flores,
ni es hermoso un árbol de altas ramas
que una brisa cálida mece suavemente en mayo,
no admira al corazón del que, sobre una montaña,
contempla el paisaje
lo inmenso del valle en que ha nacido,
no enternecen
las aguas limpias de un arroyo
que avanza entre frondosas orillas,
ni suspenden la respiración
las aguas quietas del mar
a un niño que por primera vez ha podido verlas,
no es enemiga del alma de un viejo 
la canción que le recuerda al primer amor
ni llora un ojo que ve marcharse
la esperanza de un beso intensamente añorado,
no retumba en el pecho de un hombre enamorado
 el tacto de unas manos de seda entre sus dedos
ni hiere la pasión a un amante
cuando su amada se le entrega,
nada en este mundo conforta o atormenta
si no lo resume y compendia 
el misterio de tu rostro.

domingo, febrero 26, 2012

Temor


Un santo,
¿qué sentiría en el Infierno?
Vagaría por sus calles estrechas y oscuras 
de ciudad de provincia
con amargo horror y desesperante soledad;
sentiría agobio 
al pasar junto a las casas de los ricos
todas rodeando estrechamente los orgullosos templos;
escucharía las risas absurdas
de demonios descabezados,
fumando a la puerta de las tabernas,
que imaginaría dirigidas contra sus vestiduras talares;
temería que su resplandor de bondad
hiciera reír a los niños que juegan en el parque;
sentiría humillada su dignidad
al ver que las parejas de novios
miraban con sonrisa irónica
hacia sus blanquísimas alas...
Echaría en falta su Cielo,
su lejano Cielo, que los duros instantes presentes
ni siquiera le permitirían rememorar con pena,
pues el temor le apremiaría.




miércoles, febrero 22, 2012

Lo Sabes

Para no morir de tristeza,
no necesito Otro Mundo
que extienda mi vida
más allá de mi muerte
y me dé un amor infinitamente más grande.
Acepto mi sufrimiento,
acepto mi vivir doliente,
acepto que tu boca sienta asco de la mía,
que dejes a mi alma agonizar de sed,
que el hambre por tus manos de seda torture a las mías,
acepto todo eso,
de nada quiero desembarazarme,
porque, al menos, me recuerda
que sabes que te quiero.

domingo, febrero 19, 2012

[¿Por qué no leéis mis poemas?]


"Esto es increíble. Por favor tome un momento para leer:
Un hombre se sentó en una estación de metro en Washington DC y comenzó a tocar el violín, era una fría mañana de enero. Jugó seis piezas de Bach durante unos 45 minutos. Durante ese tiempo, ya que era hora punta, se calcula que 1.100 personas pasaron por la estación, la mayoría de ellos en su camino al trabajo.


Tres minutos pasaron, y un hombre de mediana edad cuenta de que había músico que toca. Se aminoró el paso y se detuvo por unos segundos, y luego se apresuró a cumplir con su horario.


Un minuto más tarde, el violinista recibió su primera dólar de propina: una mujer arrojó el dinero en la caja y sin parar, y siguió caminando.


Unos minutos más tarde, alguien se apoyó contra la pared a escuchar a él, pero el hombre miró su reloj y comenzó a caminar de nuevo. Es evidente que se le hizo tarde para el trabajo.


El que paga la mayor atención fue un niño de 3 años. Su madre ha marcado a lo largo, se apresuró, pero el chico se detuvo a mirar al violinista. Por último, la madre empuja duro, y el niño siguió caminando, volviendo la cabeza todo el tiempo. Esta acción fue repetida por varios otros niños. Todos los padres, sin excepción, los forzaron a seguir adelante.


En los 45 minutos que el músico tocó, sólo 6 personas se detuvieron y permanecieron por un tiempo. Alrededor del 20 le dieron dinero, pero siguió caminando a su ritmo normal. Se recaudó $ 32. Cuando terminó de tocar y el silencio se hizo cargo, nadie se dio cuenta. Nadie aplaudió, ni hubo ningún reconocimiento.


Nadie lo sabía, pero el violinista era Joshua Bell, uno de los músicos más talentosos del mundo. Él había jugado sólo una de las piezas más complejas jamás escritas, en un violín por valor de 3,5 millones de dólares.


Dos días antes de su forma de tocar en el metro, Joshua Bell agotó en un teatro en Boston, donde los asientos de un promedio de $ 100.


Esta es una historia real. Joshua Bell tocando incógnito en la estación de metro fue organizada por el diario The Washington Post como parte de un experimento social sobre la percepción, el gusto y las prioridades de la gente. Las líneas generales fueron los siguientes: en un entorno común a una hora inapropiada: ¿Percibimos la belleza? ¿Nos detenemos a apreciarla? ¿Reconocemos el talento en un contexto inesperado?


Una de las posibles conclusiones de esta experiencia podrían ser:


Si no tenemos un momento para detenerse y escuchar a uno de los mejores músicos del mundo tocando la mejor música jamás escrita, ¿cuántas otras cosas nos estamos perdiendo?"


Por: Josh Nonnenmocher


Este texto lo he copiado de una entrada de la página de facebook Ana Botella en Vivo, que había sido compartida por uno de mis amigos de facebook. También yo he compartido esa entrada. En el momento en el que escribo esto, esa entrada ha sido ya 8.972 veces compartida, lo que indica que mucha gente se siente o nos sentimos identificados con el violinista, lo que me hace sospechar que hay mucha gente que se siente poco valorada por los demás e incluso resentida contra el resto del mundo porque cree que no merece pasar desapercibida.

Sé que, como personas, no necesitamos el afecto de una muchedumbre. Somos seres únicos y no está al alcance más que de unos pocos que nos conozcan de verdad y nos admitan como algo propio. Como creadores es distinto, el creador no actúa para un desierto más que en el momento creativo, cuando, olvidándose de todo lo demás, concentra todos sus sentidos y afanes en su obra. Pero el motivo por el que crea su obra, la dota de la mayor perfección que puede, procura darle la claridad y comunicabilidad máxima e intenta que cause en el lector el mayor efecto evocador de que es capaz, obviamente es que desea que su obra sea contemplada y comprendida y sentida como propia por el público.

Yo escribo poemas para apaciguar mis tristezas y angustias y escribo cuentos para entender mi mundo pero al mismo tiempo lo hago mirándome en el espejo de la Humanidad entera, pues, mientras que el Amor es un ejercicio de identificación entre dos individuos, el Arte nos identifica con la sociedad, o con la especie si es un gran Arte. El Arte unifica respetando nuestra individualidad como el Amor. Un amigo mío dice que la gente sólo publica por vanidad. Es un gran amigo pero me apena mucho su forma de ser porque desconoce en gran medida los sentimientos de afecto profundo y desinteresado que se pueden experimentar por las personas.

Hay pocos lectores para este blog, apenas dos diarios, no sé por qué motivo, pues no creo que mis poemas sean peores que mis cuentos. Si por casualidad piensas que en este blog hay cosas demasiado personales, no te equivocas pero son las tuyas. Por favor, lee mis poemas.

La Dulzura y el Dolor


No puedo ocultar mi gozo,
he de expresarlo, sí.
¡Es mi amiga!
Su insobornable confianza,
su dulce afecto,
joya muy cara es
por la que no pueden pujar
los poderosos del mundo,
más a mí se me ha entregado.
Pero mi noche perpetua, 
donde se ha emboscado la soledad,
boquea como un pez hacia su clara luz.
¡Ay, dolor, que aun las estrellas
parecen más cercanas
que el día que mi nombre toque su corazón!
¿Será que mi puerta todavía está cerrada
y no hay nadie al otro lado?




miércoles, febrero 15, 2012

La Amistad Lograda



A mi seguidora, Aura,
y a todas las mujeres de bien,
por su corazón piadoso.

Cuando la llaga de mi soledad
perturbaba con insoportable dolor
mi flaco ánimo,
tu mano de amiga se posó sobre ella,
para darme valor y esperanza
y calmar mi dura agonía.
Los hombres cínicos
podrían habernos señalado
con su dedo de payaso cruel
mientras se decían, con sarcasmo,
que algo habría entre nosotros.
Hubiera lo que hubiera,
más puro sería
que el blanco de un perfumado jazmín,
pero no hubo más que virtud
y los que, a solas, contemplan con lascivia
diálogos ajenos
no sorprendieron ninguna desnudez.
Hoy mi corazón te recuerda
con agradecido sentimiento
por infundirme fe en mí
cuando más dudaba
y hacerme objeto
de tu tierna piedad.
Ya no me siento solo,
al fin mi sed empieza a calmarse
porque, tras naufragar mil veces en la vida,
perdida la orilla y atormentado,
he construido, en mis almas hermanas,
un puerto de afecto.

domingo, febrero 12, 2012

Amargura


El Cielo, siempre a la misma distancia;
la Esperanza, cada vez más lejos;
mi Soledad, cada vez más amarga;
el fin, cada vez más cerca.

miércoles, febrero 08, 2012

Sólo ella

Es la amiga que, a mis bromas,
contesta con sarcasmo y gracia
si no la enfadan,
la que me cuenta el relato de su vida,
tan dolida con todo
que siempre es una justificación,
la que, cada vez que he caído en una desesperación absurda,
con su grave indignación me restablece,
casi más aterrorizado
que convencido de sus argumentos,
la que siempre me conforta con su afecto,
tan noble y levantado.

Y es también
la que, más hermosa que el cielo claro
de una joven primavera,
más bondadosa que los ángeles niños,
y tan dulce como la esperanza,
apartar ha querido de mi espíritu
todo vano intento
de ganar su corazón.

Ya no aspiro a rozar sus manos,
a hacer mía su boca,
a abrazar su joven cuerpo,
a ser amado por ella.
Ya no hay un día en mi horizonte
donde nuestras miradas se encuentren,
donde nuestros sentimientos jueguen juntos
como dos potros alegres,
donde, como dos hiedras,
se trencen entre sí nuestras vidas.

He dejado de creer que sea posible.
Pero la pasión que me inspiró no cesa,
mi corazón es sólo suyo,
la fe que me mueve a ella la debo,
y el destino que ansío es no olvidar este amor
porque hay un paraíso dentro de mí
y es sólo ella.


domingo, febrero 05, 2012

Si yo fuera amado por ti

Si yo fuera amado por ti
mi corazón sería una candela
ardiendo noche y día,
calentando mi alma ahora yerta,
iluminando mis días 
hasta la ultima línea del horizonte.


Ah, si yo fuera amado por ti,
pensaría que los pájaros
cantaban por ti en la mañana,
que el sol amanecía 
sólo por celebrarte,
que la lluvia fresca del verano 
eran lágrimas de alegría del cielo
que admiraba tu belleza y bondad,
y que el viento
había enloquecido por tus labios
cuando, furioso, agitaba los árboles
y arrancaba tejados.

Si yo fuera amado por ti,
rompería la cadena de mi destino
y, libre para siempre,
lucharía contra tus penas
hasta arrojarlas al mar
por un precipicio,
ángel de mi esperanza,
y tras ellas arrojaría mi espada
cumplida mi misión bélica.

Si yo fuera amado por ti,
dulce luz reflejada en mi alma,
mi soledad perecería olvidada entre mis recuerdos
y sólo sabría 
admirarme de este hermoso mundo.

jueves, febrero 02, 2012

Apenas nada.

Sólo humo de hoguera 
en medio de una tempestad de viento,
sólo rama desgajada de olivo que los vórtices de un río 
engullen y escupen 
retardando su marcha durante un instante
a unos pocos metros del mar;
sólo la llama de una vela ya extinta
ardiendo milagrosamente 
en una mecha que ya no es más que ceniza...
Sólo eso somos, 
sólo el aire de un suspiro,
un rumor del vacío,
una brizna de la nada,
un sueño que no se recuerda al despertar,
un ser que ya no es nadie cuando nace,
sólo eso, amor mío.
Pero si nos unimos tú y yo,
cada uno será para el otro
el fundamento de este vasto Universo.